Basílica de San Pedro

La Basílica de San Pedro es el corazón de la Iglesia Católica dentro de la ciudad del vaticano. Pero seamos o no religiosos, entrar en la Basílica o subir a su cúpula son experiencias inolvidables.

Historia

La Basílica de San Pedro del Vaticano se levanta sobre la tumba del Apóstol, ubicada en una necrópolis del siglo I. La primera basílica vaticana fue construida por Constantino en el siglo IV, y estuvo en pie durante más de 1.000 años, hasta que los Papas del Renacimiento la derribaron para poder levantar una nueva basílica sobre la tumba de San Pedro.

Las obras duraron 160 años y en ellas trabajaron artistas de primer orden. La fachada de Maderno, la cúpula de Miguel Ángel, o la Plaza de Bernini son únicas en el mundo.

Interior de la basílica

La Basílica de San Pedro es muy grande,  impresiona cada vez que entramos en ella.  Tiene  capacidad para 20 mil personas en sus 190 metros de largo.

Estatua ecuestre de Constantino (Bernini)
Puertas de bronce (Filarete, s.XV). Estaban ya en la antigua basílica
La Piedad Una absoluta obra maestra, realizada por Miguel Ángel con 23-25 años

Disco de pórfido donde se arrodilló Carlomagno (año 800) al ser coronado emperador

Longitud de las principales iglesias del mundo, señalada en el pavimento. La de San Pedro, con 186 m., es la mayor
Estatua de bronce de San Pedro***, conocida como El Pescador. De origen incierto, probablemente obra de Arnolfo di Cambio, s.XIII
Baldaquino de bronce (Bernini)
Tumba de San Pedro
Interior de la cúpula Está decorada con mosaicos, como toda la basílica, aunque parezcan frescos.
Pilares de las reliquias: Longinos (Bernini), con la lanza; San Andrés con la cruz en aspa; Santa Elena con la cruz y La Verónica con el velo en las manos
Monumento de Clemente XIII (Cánova). La zona suele estar cerrada y sólo se ve de lejos
La Cátedra de San Pedr
Monumento de Pablo III Farnese(Guglielmo della Porta, discípulo de Miguel Ángel). Uno de los mejores monumentos de la basílica. Habitualmente sólo se puede contemplar de lejos
Monumento de Urbano VIII (Bernini). Rivaliza en calidad con el de Pablo III.

Interior de la Basílica de San Pedro

La Cúpula

Fue iniciada por Miguel Ángel, Giacomo Della Porta continuó con el trabajo y Carlo Maderno la remató en 1614.

La cúpula de la Basílica de San Pedro ha servido de inspiración para otros proyectos posteriores, como la Catedral de San Pablo de Londres y el Capitolio de Washington.

Subir a la cúpula es un hermosa experiencia y la recomendamos ampliamente. Las vistas desde su mirador son increíbles.

Localización

Piazza San Pietro, 00120. Ciudad del Vaticano.

Horario de visita

Desde octubre hasta marzo: de 7:00 a 18:30 horas.
Desde abril hasta septiembre: de 7:00 a 19:00 horas.
La cúpula abre una hora después y cierra una hora antes.

Precio

La entrada a la basílica es gratuita.
Subida a la cúpula:
Ascensor hasta la terraza y 320 escalones a pie: 8€.
Subida a pie (551 escalones): 6€.

Transporte

Metro: Ottaviano, línea A (roja).